El pai Rogelio Benítez, referente umbandismo, identificó a quienes realizaron un ritual en la Iglesia Nuestra Señora Merced. Al mismo tiempo, se despegó del accionar del grupo y los criticó duramente.

 Se trató de practicantes de la religión que se encuentran en su etapa de inicio, según Benítez. Ellos se ubican principalmente en el barrio Molina Punta y son guiados en su nueva fe por personas provinientes de otras provincias.

 El pai precisó, ante los micrófonos de Radio Sudamericana, que se trata de gurpos que llegan desde Buenos Aires y Santa Fe en busca de nuevos adeptos. Y si bien es un ritual oficial de la religión, no obedece las restricciones establecidas por el Consejo de Mayores de la Religión Afro-Umbanda de Corrientes.

 Son personas que cuestionan las autoridades umbandas y las jerarquías tradicionales. "Los tienen a los pobres iniciantes paseando por la ciudad", se quejó. A la vez que aseguró que "solo se trata de grupos aislados".

Benítez explicó que con ello se rindió tributo a un lugar sagrado y de culto a donde se rigen a Dios. “El lugar sagrado puede ser cualquier templo y el tributo son monedas, pero hemos acordado no hacerlo por respeto”, aclaró.

 Libertad de culto

 El video que se viralizó a través de las redes sociales muestra a un grupo de 10 personas arrojando monedas en la puerta del templo sagrado. Todas vestidas de blanco y tocando tambores.

 Más allá de que el ritual despertó las criticas de la comunidad cristiana, la Justicia no puede intervenir porque la Constitución Nacional establece en su artículo 14 la libertad de culto.

 Sin embargo, el pai Rogelio prometió que el Consejo se reunirá para tomar medidas con respecto a los iniciados y los sectores provenientes otras provincias.

 NOTA RELACIONADA

Curiosa presencia de umbandas frente a la Iglesia La Merced


El hecho llamó la atención durante el fin de semana pasado y las imágenes se viralizaron en las redes sociales. Un grupo de personas, vestidas de blanco y al son de una llamativa música, realizaron una especie de “ritual umbanda” en la puerta de la Iglesia Nuestra Señora de la Merced, ubicada en la esquina de 25 de Mayo y Buenos Aires. Prendieron velas, tiraron monedas y expresaron algunas consignas.

 

La situación llamó la atención de los ocasionales transeúntes, ya que el templo se encontraba cerrado, y nadie atendió a los manifestantes.

 


La llamativa imagen, que rápidamente se viralizó en las redes, muestra que se quedaron unos pocos minutos, y las especulaciones comenzaron a surgir. Mientras algunos criticaban la presencia, al considerarse una falta de respeto a la Iglesia Católica, otros argumentaban que se trató de un hecho común y respetuoso, alegando que “al depositar monedas expresaron el pedido de permiso para ingresar”.